Internet cookingchia.com
Historia de la Chía

Breve reseña histórica de la chía como alimento perdido de América

foto receta chia 1
La chía (Salvia hispanica L.) es un cultivo anual originario del sudoeste de México y noroeste de América Central. Los pueblos asentados en esas regiones la consumen desde los tiempos precolombinos, siendo parte preponderante de su nutrición diaria.

Cuando Cristóbal Colón llegó a América, el imperio azteca controlaba un amplio territorio que ahora pertenece a México, con una población de más de once millones de personas. Tenochtitlán,la ciudad capital, con doscientos mil habitantes, se hallaba en donde ahora se encuentra el Distrito Federal. Esta muy avanzada civilización alcanzó su máximo esplendor entre los años 1168 y 1521, cuando fue destruida por los conquistadores liderados por Hernán Cortés.

Mesoamérica tenía por entonces al menos veinte especies botánicas domesticadas, con usos diferentes. Cuatro de ellas sobresalían desde el punto de vista nutricional; amaranto, porotos, chía y maíz, constituyendo los principales componentes de la dieta diaria. Su importancia está bien fundamentada en el histórico Códice Florentino escrito entre 1548 y 1585 por Fray Bernardino de Sahagún, titulado Historia general de las cosas de Nueva España. El trabajo de doce volúmenes escrito en nahuatl y castellano se halla en la Bibliotea Laurenziana de Florencia, Italia. Algunos aspectos relacionados con la producción, comercialización y usos de la chía se describen en varios pasajes de este monumental trabajo.

La semilla de chía, según la evidencia científica, comenzó a emplearse en la alimentación humana unos 3.500 años antes de Cristo. Entre 2600 aC y 2000 aC fue cultivada en el Valle de México por las civilizaciones teotihuacanas y toltecas antes de que los aztecas llegaran allí, y entre 1500 aC y 900 aC se empleó como moneda en el centro de México. Se utilizó entera en las comidas diarias mezclada con otros alimentos y emulsionada con agua como bebida refrescante; molida en harina integrando medicinas; prensada para obtener su aceite, utilizado luego como base para pinturas cosméticas tanto para el rostro como para el cuerpo. En la guerra fue indispensable por su condición energizante, se la usó para pagar los tributos anuales que los aztecas exigían a los pueblos conquistados, y fue ofrecida a los dioses en las ceremonias religiosas.

La conquista española reprimió a los nativos, suprimió sus tradiciones y destruyó la mayoría de la producción agrícola intensiva así como el sistema de comercialización existente. Muchos cultivos que mantuvieron una posición preponderante en las dietas de la América pre-colombina fueron eliminados por su estrecha asociación con la religión y tal vez por su incapacidad de adaptarse a las condiciones climáticas europeas, siendo reemplazados por otras especies foráneas (trigo, cebada, etc.) de gran demanda. De los cuatro cultivos principales, el maíz y los porotos, fueron excepción y hoy son dos de los más importantes de la humanidad.

El cultivo de la chía decreció luego del descubrimiento de América. Hoy, en su lugar nativo, la especie está limitada a unas pocas hectáreas con escasas posibilidades de incrementar el área sembrada debido a factores sociales y políticos. Sin embargo, debido a sus condiciones sobresalientes, se ha comenzado a cultivarla en diferentes países en forma regular.

La ciencia moderna ha llegado a la conclusión de que las dietas precolombinas eran superiores a las actualmente consumidas en la misma región y la chía, que sobrevivió sólo en pequeñas parcelas en áreas montañosas escarpadas del sur de México, Guatemala y Nicaragua vuelve, quinientos años más tarde, a recobrar su papel protagonista en la nutrición humana.

Su composición química y valor nutricional como fuente de ácidos grasos omega-3, antioxidantes y fibra dietética, le confiere un gran potencial para integrar los mercados alimenticios e industriales. Así, la información tecnológica ha dado una excelente oportunidad para crear una industria agrícola, totalmente capaz de ofrecer al mundo un “cultivo nuevo y antiguo a la vez”.



subir
No se prive de comprar el libro!

No se pierda esta oportunidad! compre el libro y disfrute preparando exquisitas y saludables recetas.
¡Además de aprender a cuidar su salud equilibrando su dieta!

Chía descripción botánica

Sencilla descripción botánica de la planta y de la semilla de chía

La chía, Salvia hispanica L., es una especie anual que pertenece a la familia de la menta. Mide entre un metro y un metro y medio de altura, y sus tallos son ramificados de sección cuadrangular con pubescencias cortas y blancas. Las hojas opuestas con bordes aserrados miden de ochenta a cien milímetros de longitud y cuarenta a sesenta milímetros de ancho. Las flores de color azul intenso o blancas se producen en espigas terminales. Las semillas son ovales, suaves, brillantes y miden entre uno y medio y dos milímetros de longitud. Según la variedad, su color puede ser blanco o negro grisáceo con manchas irregulares tirando a un color rojo oscuro. La polinización es entomófila, o sea realizada por insectos como las abejas, avispas, etc.

foto espigua de chia en flor
La información disponible demuestra que ninguno de los niveles de omega-3 de los productos comunes obtenidos de animales alimentados con dietas enriquecidas con chía podría alcanzarse con dietas basadas en el lino, aceite de pescado o algas, sin afectar fuertemente el rendimiento productivo de los animales y una o más de las características intrínsecas del producto final. En todos los casos, el factor limitante para la utilización de grandes porcentajes de las fuentes disponibles de omega-3, exceptuando la chía, es el sabor, el olor y/o la textura típica transmitidos. En el caso del lino, la producción animal también se verá afectada al reducir los parámetros de producción.

(Extracto del capitulo “La chía, el alimento perdido de América”
Ing. Ricardo Ayerza (h), Associate in Arid Lands, Office of Arid Lands Studies, The University of Arizona, 250 E. Valencia Rd., Tucson, AZ85706-6800, USA.)



Beneficios de la chía
LAS SEMILLAS DE CHÍA NOS OFRECE LAS SIGUIENTES VENTAJAS:
  • Mayor fuente natural de Omega 3
  • Excelente contenido de proteínas de buena calidad
  • Libre de colesterol (por ser alimento vegetal)
  • Rica en fibra tanto soluble como insoluble
  • Alto contenido en antioxidantes
  • Buen aporte de calcio, fósforo, magnesio, hierro, potasio, zinc, cobre, vitaminas A y del complejo B
  • Muy bajo contenido en sodio
  • Libre de factores tóxicos y antinutricionales
  • Libre de gluten
  • No posee ni desarrolla olor a pescado
  • Recomendado para vegetarianos
UNA VUELTA A LOS ORÍGENES A TRAVÉS DE UNA SEMILLA ANCESTRAL REDESCUBIERTA…


Libro recomendado
Libro Ricardo Ayerza (h).

Recomendamos leer el libro de Ayerza, R.(h), y Coates, W.

"CHÍA - Redescubriendo un olvidado alimento de lo aztecas"

Un completo ensayo respecto de la Chía .
* Sinopsis: La chía, uno de los cuatro cultivos principales de los aztecas cuando Colón llegó al Nuevo Mundo, ofrece el mayor contenido de ácidos grasos omega-3 disponible en el reino vegetal. Las civilizaciones precolombinas usaron la chía como materia prima para elaborar medicinas, compuestos nutricionales, y como fuente energética en los viajes prolongados. En este libro, dos ingenieros, uno en producción agropecuaria y otro en maquinaria agrícola, revelan el potencial moderno de este olvidado cultivo, comparan los perfiles de los ácidos grasos de la chía con los de otras fuentes importantes de omega-3: aceite de pescado, semillas de lino y algas marinas, y suministran evidencia de que la chía es superior a ellas en numerosos aspectos.

* Editorial: Del Nuevo Extremo-Ensayo.
* Páginas: 212.
* Dimensiones: 15,5x22,5 cm.

subir
Si requiere mayor información técnica respecto de la chía y sus beneficios para la salud, le recomendamos visite el sitio de CICH en www.chiacorp.com

 

by R-Design.com.ar Desarrollo Web

Repostería y Panadería con Chía

Vilma Lo Presti

Envíos a todo el mundo

hConsulte